22/2/11

El Convento de las Salesas


Se establece en el siglo XIX. A mediados del siglo pasado deseó fundar un convento de la Orden de la Visitación en Barcelona doña María Manuela Peguera y Pedrolo, baronesa de Rocafort, pero no obtuvo apoyo para lograrlo. Noticioso de ello el muy ilustre señor don José Rubio, canónigo de la catedral de Valladolid, hizo llegar a la baronesa el deseo de que la fundación se implantara en esta ciudad. Se pretendía incluso traer para la fundación a religiosas del convento de las Salesas Reales de Madrid, a cuya orden se acogía la comunidad vallisoletena. Se aceptó la proposición del canónigo Rubio, dando las autorizaciones necesarias el cardenal de Toledo, a cuya diócesis pertenecía Madrid, y el arzobispo de Valladolid, que a la sazón era don Luis de la Lastra. El 11 de diciembre de 1860 efectuaron la salida de Madrid para establecerse en Valladolid, la madre superiora, madre M. Manuela Vietiz, y las religiosas Francisca Javiera Fornet, María Isabel Canterac, María de Chantal Verdugo, Francisca González y María Francisca de Paula Armendariz. Ocuparon primitivamente unas dependencias en el monasterio de Santa Clara, pero en 23 de abril de 1862 pasaron a ocupar el monasterio de las Comendadoras de Santa Cruz, en la calle Santiago.


La comunidad se dedicaba a la enseñanza de la juventud femenina; pronto establecieron un pensionado. Isabel II dio oficialmente el dicho monasterio a las Salesas, pero la revolución de 1868 destronó la reina, dejó sin efecto la donación, siendo expulsadas del edificio las religiosas, que buscaron refugio en el convento de las Huelgas Reales. En 1869 retornaron a las Comendadoras de Santa Cruz, pero en 1886 pasaron a ocupar un edificio que se habían hecho fabricar en el Prado de la Magdalena, utilizando para ello el dinero obtenido por la venta del monasterio de las Comendadoras realizado a las Dominicas Francesas, recientemente instaladas en Valladolid y que se dedicaban a la enseñanza. Pero este nuevo edificio surgió aquejado de achaques, especialmente la humedad, sin duda ocasionada por le paso inmediato del río Esgueva. Por esta razón dejan este edificio, que después de resultar saneado fue ocupado por las madres concepcionistas de Jesús y María. Las Salesas compraron el Palacio de los Mudarra, situado en la calle de Francos, hoy Juan Mambrilla.


La adquisición se hizo, mediante subasta, de la entonces propietaria, doña Clotilde Arellano y Orduña, efectuándose la compra el 25 de septiembre de 1888. El 22 de mayo de 1889 la Comunidad ya ocupaba este edifico. Pero se procedió a una ampliación, mediante solares adquiridos a otras propiedades y sobre todo de la derribada Casa de Colón. El arquitecto Teodosio de Torres haría, en 1907 esta ampliación.


Ver mapa más grande


-Fuente: Monumentos Religiosos de la ciudad de Valladolid. (Juan José Martín González y Fco. Javier de la Plaza Santiago). ISBN: 84-505-5518-3
Imprime este artículo
 
Subir